Coronavirus, una amenaza para la salud… y la economía

México (13/02/2020).- El peso mexicano se depreciaba moderadamente este jueves ante un fuerte aumento en la cantidad de nuevos casos de coronavirus (rebautizado como COVID-19) que llevaba a los inversores a preferir activos seguros, mientras esperan la decisión de política monetaria del Banco de México (Banxico).

La moneda cotizaba en 18.6428 por dólar, con una pérdida del 0.16 por ciento, frente al precio de referencia del miércoles.
Banxico probablemente anunciará un nuevo recorte de la tasa de interés de referencia más tarde en el día, según un sondeo de Reuters, en medio de un estancamiento de la economía local y a pesar de que recientemente la inflación superó la meta oficial.

La crisis del coronavirus no sólo ha dañado al peso, sino que ha provocado una caída en los precios del crudo internacional y los del gas natural.

China está demandando menos gas natural para los cargamentos que suele comprar, además, un invierno menos frío en Estados Unidos generó una sobreoferta del energético, provocando que sus precios tocaran niveles mínimos, al menos desde hace cuatro años.

Del lunes al miércoles de esta semana, por ejemplo, los precios del Henry Hub se ubicaron por debajo de los 2 dólares por millón de BTU (unidades térmicas británicas), precios que no se habían visto desde marzo de 2016, de acuerdo con datos de Bloomberg.

David Rosales, experto en gas y consultor de Talanza Energy, destacó la alta dependencia que tiene México con Estados Unidos en el consumo de gas, por lo que consideró necesario trabajar en estrategias para fomentar la seguridad energética del País. Datos de la Secretaría de Energía (Sener) revelan que México depende en más de 60 por ciento del gas natural estadounidense.

Además, el coronavirus está retrasando los embarques desde China, lo que ha provocado que empresas en Jalisco sufran las consecuencias

La empresa de artículos de seguridad industrial Safety Depot sigue sin recibir algunos de sus productos que se realizan en China, debido a que las personas de producción de sus proveedores de aquel país aún no regresan a laborar desde el Año Nuevo chino por la epidemia, compartió Luis Castillo, director de la compañía.

Por su parte, César Castro, presidente de la Asociación de la Industria Manufacturera de Exportación en Occidente (Index), compartió que los embarques de insumos chinos para empresas del sector presentan atrasos de un día por la vía aérea y hasta tres por la marítima, aunque aún no representa un costo extra para el sector.

Miguel Ángel Landeros, presidente del Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce) de Occidente, agregó que el Puerto de Manzanillo ya comienza a tener afectaciones porque está dejando de recibir mercancía de China por la decisión de este mismo país de no sacar embarques.

Noticias relacionadas



Comenta esta noticia
Top