El sueño americano convertido en pesadilla: los niños migrantes que viajan solos

Liliana Rincón

Torreón, Coahuila (11/10/2018).- Entre 400 y 500 mil migrantes buscan llegar cada año a Estados Unidos y cruzan por suelo mexicano. Esto representa un negocio para quienes los secuestran y extorsionan. Al existir redes de trata de personas, es muy difícil saber cuántos indocumentados alcanzan su destino.

Así lo informó el sacerdote Conrado Cepeda Miramontes, miembro del servicio jesuita a migrantes y refugiados, quien acudió a la región a presentar el informe «El Estado Indolente: Recuento de la Violencia en las Rutas Migratorias y Perfiles de Movilidad en México», elaborado por la Red de Organizaciones Defensoras de Migrantes.

La actividad tuvo lugar la tarde de este jueves en la galería de la Universidad Iberoamericana Plantel Laguna. Para este trabajo fue necesario entrevistar a 28 mil personas, de las que 2 mil 700 son menores de edad.

Cepeda Miramontes detalló que se incrementó el número de indocumentados que refieren como destino México, y quieren quedarse a trabajar en este país porque no hay condiciones para viajar a Estados Unidos. Calculó que las solicitudes de asilo habrían aumentado en mil por ciento en comparación con el año anterior.

Mostró su preocupación de que el 72 por ciento de niños y niñas viajan solos:

Me tocó acompañar a un niño de cuatro años, que todavía usaba biberón. A quienes veía más frecuentemente nos pedía los brazos para chuparse el dedo. Lo venía cuidando su primo de 12 años», detalló el sacerdote.

Además del hambre y la violencia, ahora los megaproyectos, como instalación de minas y plantas hidroeléctricas también están desplazando gente.

Por su parte, Luz María López, coordinadora del Centro de Servicio y Promoción Social del Programa de Asuntos Migratorios de la Universidad Iberoamericana plantel Laguna,  dijo que en Torreón tienen documentado el paso de mil 800 indocumentados al año, que cuando llegan a la región ya fueron víctimas de robo de identificaciones y dinero, además de que muchos de ellos sufrieron lesiones por parte de la policía, personal de seguridad de ferrocarriles y la sociedad civil.

Noticias relacionadas



Comenta esta noticia
Top