Es posible acabar con el abuso sexual

 

Durante los primeros meses de 2022, las violaciones han venido en aumento. Datos del Semáforo Delictivo indican que en Durango se registraron 69 casos, de los cuales 29 ocurrieron durante el mes de marzo. En Coahuila se contabilizaron 118 denuncias, de las cuales 49 fueron interpuestas en el último mes. Llama la atención la frecuencia de este delito en el primer trimestre, dado que amenaza con llegar a superar el total reflejado durante el año anterior, que fue de 342 en Durango y 513 en Coahuila.

En México, por cada 100 carpetas de investigación por abuso sexual, apenas 2 llegan a una sentencia y en los casos de acoso hay condena en 3. Con este nivel de impunidad, no es de extrañar que la frecuencia de tales crímenes vaya en aumento. En un porcentaje nada despreciable, las víctimas ni siquiera denuncian, no solo por falta de fe en la justicia, sino también por la carencia de profesionalismo y tacto de los funcionarios que deben atender estos eventos.

En este sentido, llama la atención que entre enero y abril de 2022 se han denunciado 10 casos de violación de menores en la Laguna de Durango. Mientras tanto, la PRONNIF, Procuraduría para Niños, Niñas y la Familia, es frecuentemente acusada por los familiares de las víctimas por su inacción. No ocurre solo en Durango. Hace pocos días en Coahuila, una madre declaraba que había acudido a la instancia el día 4 de abril y aún hasta la fecha ni siquiera le han tomado declaraciones a su hijo.

Ahora bien, es importante recordar que en un 90% de los casos, el abuso sexual contra menores ocurre en el interior de los hogares y en el entorno familiar. Así, los violadores terminan siendo muchas veces familiares, vecinos o amigos cercanos. Por ello es muy importante mantener una conversación clara con los hijos acerca de los riesgos que los rodean y explicarles que existen zonas íntimas que no pueden ser tocadas por otras personas. Asimismo, se les tiene que enseñar que no se deben aceptar regalos a cambio de favores ni obligarlos a tener contacto físico con nadie.

Definitivamente, amigo radioescucha, es necesario hacernos conscientes de la problemática del abuso sexual, en particular contra niñas, niños y adolescentes. En consecuencia, el llamado a los padres a un mayor énfasis en el cuidado de sus hijos. En muchas oportunidades las violaciones ocurren cuando los menores quedan en sus hogares solos sin resguardo. Asimismo, la ciudadanía debe exigir a las instituciones del estado y a los servidores públicos que cumplan con su deber de investigar y hacer justicia contra los violadores. Entre todos es posible acabar con el abuso sexual.

Noticias relacionadas



Comenta esta noticia
Top