Presentan diputados locales posicionamientos sobre cuarto informe del gobernador de Durango

Mayela Ávila

Durango (02/09/2020). – Durante la sesión solemne con motivo del cuarto informe del gobernador José Rosas Aispuro Torres, el diputado local por el Partido Verde Ecologista, Gerardo Villarreal Solís, hizo un llamado a que el actual gobierno estatal no mantenga los malos colaboradores que, disfrazados con el manto del gobierno, realizan acciones que perjudican a la entidad. Asimismo, cuestionó que desde el mes de julio se terminó la licitación para contratar una línea de crédito con una institución bancaria por hasta mil 800 millones de pesos para obras prioritarias y a la fecha no se ha ejercido.

Por su parte, el diputado local por el PRD David Ramos Zepeda reconoció el esfuerzo del actual gobierno para atender los problemas de salud, economía y seguridad en uno de los escenarios más críticos que se viven a nivel país. Exhortó al gobernador a mantenerse «terco» en la lucha por lo que le toca a Durango ante la Federación.

Caso contrario, la diputada por el Partido del Trabajo Claudia Domínguez aseguró que en Durango «el cambio se ve» pero sólo con la Cuarta Transformación con la entrega de diversos apoyos sociales a los habitantes de esta entidad y el arranque del proyecto Agua Saludable para La Laguna.

El legislador por el PAN Juan Carlos Maturino Manzanera manifestó que Aispuro Torres es un gobernador municipalista que busca atender de primera mano las necesidades de la gente con el apoyo de los ayuntamientos. Agregó que, en estos cuatro años de la alternancia política, se han cubierto más del 90 por ciento de las promesas de campaña.

La diputada por el PRI Alicia Gamboa Martínez aseguró que la representación de su partido continuará con la crítica de manera responsable y respetuosa hacia el actual gobierno estatal. En ese sentido, la legisladora dijo que no se justifica el bajo nivel de obras públicas realizadas, ya que esta tendencia se reporta desde antes del comienzo de la pandemia. También destacó lo descrito en el propio informe de que, en el último año, la tasa de corrupción por cada 100 mil duranguenses aumentó de 46 mil a 55 mil y lo que preocupa es que la acción de la Contraloría no responde a estos niveles.

Finalmente, la diputada por Morena, Sandra Lilia Amaya Rosales, consideró que en este cuarto año de gobierno se vivió una parálisis y retroceso en los diversos ejes de atención prioritaria y cuestionó que en el documento no se precise la actual deuda pública a largo y corto plazo, además de que el Coneval señala que, de 2016 a 2018, aumentó la población de duranguenses en situación de pobreza al incorporarse otros 11 mil habitantes a esta condición.

Noticias relacionadas



Comenta esta noticia
Top