Niño de Torreón se suicidó porque su papá le quitó el celular

Torreón, Coahuila (24/11/2015).- Un niño de 8 años de edad se suicidó el sábado por la tarde frente a su hermano menor, luego que su papá le quitara su teléfono celular, como castigo por su mal comportamiento.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 16:30 horas, en la colonia Los Laureles, al oriente de Torreón, cuando el menor, molesto por no poder utilizar su dispositivo móvil, fue a su cuarto cogió un cinto, lo amarró a la litera de la cama “metió la cabeza, lo sujetó al cuello y se dejó caer desde arriba”, según contó su hermano menor.

José Ángel “N”, padre del menor, relató a personal de la Policía Investigadora y el Agente del Ministerio Público que su hijo de nombre Ángel Brandon, de 8 años de edad, se había portado mal, por lo que discutieron y le quitó su celular; el niño se molestó y subió a su recámara, donde se quitó la vida.

Momentos después, continuó el padre de familia, escuchó los gritos de su otro hijo, por lo que ingresó a la recamara y descolgó a Ángel Brandon para intentar reanimarlo, pero al ver que no reaccionaba, lo trasladó a la clínica del IMSS donde, según indicaron médicos del nosocomio, llegó sin signos vitales.

De acuerdo con el padre del menor, su hijo tenía problemas de conducta graves, porque su carácter era muy violento y estaba en tratamiento psicológico en la escuela primaria donde estudiaba.

Personal de la Policía Investigadora y del Ministerio Público inició las investigaciones correspondientes y ordenó el traslado del cuerpo del menor a las instalaciones del Servicio Médico Forense de la Procuraduría General de Justicia en el Estado, donde se le realizará la autopsia de ley para luego ser entregado a sus padres

Con información de SDP

Noticias relacionadas



Comenta esta noticia